Inicio Breaking News El PMA busca socios para financiar estrategias contra el hambre en Bolivia

El PMA busca socios para financiar estrategias contra el hambre en Bolivia

107
0
Compartir

LA PAZ.- El Programa Mundial de Alimentos de Naciones Unidas (PMA) afronta una carencia de fondos para financiar sus estrategias en la lucha contra el hambre en Bolivia, por lo que requiere socios, nacionales o extranjeros, dispuestos a cooperar en estos proyectos, dijo hoy un alto responsable ese organismo.
En una entrevista con Efe en La Paz, el director regional del PMA, el peruano Miguel Barreto, explicó que el programa país del organismo para Bolivia incluye a unas 70.000 personas, pero que actualmente llega solo a 40.000 “por falta de recursos”.
“Estamos buscando socios nacionales o internacionales que quieran comprometerse en el financiamiento de este programa, que busca generar sostenibilidad en las comunidades vulnerables y donde existe una participación y coordinación plena con las autoridades regionales y locales”, señaló Barreto.
Según el funcionario, Bolivia está “muy cerca de cumplir” el primer objetivo de desarrollo del milenio (ODM), referido a la reducción del número de personas que padecen hambre, pues bajó en casi 20 puntos su nivel de subnutrición en los últimos 15 años.
La estrategia del PMA para cooperar a Bolivia en la lucha contra el hambre y la desnutrición tiene tres ejes, uno de ellos es el respaldo a programas gubernamentales de alimentación escolar.
El organismo también brinda apoyo a estrategias de nutrición y salud materna y fomenta programas de “generación de resiliencia en poblaciones altamente vulnerables a desastres naturales”.
Según Barreto, la carencia de recursos para continuar con esta estrategia se debe, por un lado, a que Bolivia está sufriendo “el mismo efecto que sufren muchos países de América Latina” al ser consideradas naciones de “medianos ingresos”, en las que “las corrientes de asistencia internacional se han reducido”.
“Al mismo tiempo, estamos enfrentados hoy en día a un nivel de crisis humanitarias que no se veían desde la segunda guerra mundial y que tienen un impacto directo en la concepción estratégica de los países donantes y eso reduce las posibilidades de asistencia financiera”, explicó.
Alertó de que, sin recursos suficientes, el PMA tendrá que “reducir raciones o reducir beneficiarios” en un mediano plazo.
Por ello, Barreto indicó que se ha visto la posibilidad de incorporar a “otros actores”, como por ejemplo al sector privado para que la cofinanciación de las actividades de lucha contra el hambre sea parte de la responsabilidad social empresarial.
“La subnutrición y la lucha contra el hambre en general es un problema de todos, no es un problema exclusivamente del Estado. Es un tema que tiene que abordarse de manera integral por toda la sociedad, empezando por la familia, las organizaciones de la sociedad civil, el sector privado y el Gobierno”, remarcó.