Inicio Breaking News Escrutinio oficial en Bolivia sigue sin concluir 3 días después de comicios

Escrutinio oficial en Bolivia sigue sin concluir 3 días después de comicios

101
0
Compartir

LA PAZ.- Luego de tres días de celebrarse los comicios regionales y municipales en Bolivia, las autoridades electorales aún no han concluido el escrutinio y hasta hoy solo se conocen los resultados oficiales en cuatro de las diez principales ciudades.
El avance del escrutinio oficial por parte de los tribunales departamentales electorales oscilaba entre el 31 % y el 73 % en el caso de los comicios regionales, según información publicada hasta esta tarde en la página web del Tribunal Supremo Electoral (TSE).
El cómputo de las elecciones municipales en las principales ciudades bolivianas oscila entre el 56 % y el 98 % y por ahora solamente ha concluido en Trinidad, Cobija, Sucre y también en la urbe andina de Potosí.
En esa ciudad, el candidato del partido del presidente Evo Morales, Williams Cervantes, ganó los comicios municipales con el 31,6 % de la votación, frente al 27,2 % obtenido por el opositor Richard Alejo, de la fuerza Potosí-MOP.
En Trinidad se impuso Mario Suárez, del opositor Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR), con el 43,17 %; en Cobija ganó el exjugador de la selección boliviana de fútbol Luis Gatty Ribeiro, de la fuerza opositora Pando Unido y Digno (PUD), con el 49,1 %.
En Sucre, capital constitucional y sede del poder judicial de Bolivia, fue elegido alcalde el oficialista Iván Arciénega, con un 45,02 % de la votación.
Los bolivianos asistieron a las urnas el domingo para elegir a los 9 gobernadores y a 339 alcaldes, entre otras autoridades locales y regionales.
A falta de resultados oficiales, el Gobierno de Morales y las fuerzas opositoras han reconocido como representativos los datos proporcionados el mismo domingo por los sondeos a pie de urna y por recuento rápido difundidos por los medios locales.
Según estas encuestas, el partido de Morales se impuso en las gobernaciones de Cochabamba, Oruro, Potosí y Pando, mientras que la oposición lo hizo en Santa Cruz, La Paz y Tarija.
En Chuquisaca y Beni se prevé que habrá una segunda vuelta porque las diferencias entre oficialistas y opositores son estrechas o insuficientes para proclamar a un ganador.
El caso de Beni ha sido seguido con particular atención, sobre todo por la misión de observación electoral de la Organización de Estados Americanos (OEA).
El TSE anuló en esa región 228 candidaturas de la fuerza Unidad Demócrata (UD) una semana antes de la votación, con el argumento de que cometió un delito electoral por difundir encuestas propias.
La inhabilitación impidió que el opositor Ernesto Suárez, favorito en los sondeos preelectorales, pudiera presentarse a las elecciones regionales.
La OEA lamentó la cancelación de la personalidad jurídica de UD y también observó que el sistema electoral boliviano tiene “un problema estructural”, por lo que es necesario un debate político y legislativo para hacer las reformas necesarias en las normas y en las facultades del ente electoral.
El representante de la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH) en Bolivia, Denis Racicot, coincidió hoy con la OEA en la necesidad de revisar algunos aspectos de la ley electoral porque “varios procedimientos, varios procesos, a la luz de la experiencia en esta contienda electoral, han revelado sus límites”.
“Es necesario clarificar las interpretaciones de las disposiciones y eventualmente desde la Asamblea Legislativa abordar la temática para mejorar la ley, mejorar los procedimientos”, dijo.